Escríbeme!!!

¿Sugerencias? ¿Comentarios? ¿Quieres venderme algo o cyber-acosarme? Escríbeme a plagiando.a.mi.alter.ego@gmail.com

miércoles, 14 de febrero de 2018

Anuncios Pesadillescos CCXXXV: ¿Este es nuestro futuro?

La cámara hace zoom sobre la fachada de un edificio de soluciones auditivas. A continuación, nos encontramos en el interior, donde dos señores rememoran sus años mozos.

Uno de ellos indica que son amigos desde niños y que, cuando cumplieron 16 años, ambos se compraron la misma moto. El otro acota que la historia es cierta pero que la suya era más rápida. Noto aquí una gran inexactitud o, al menos, un uso no adecuado del lenguaje. Si se compraron la misma moto significa que sólo había una moto y la compartían, por lo que la moto del Señor 2 no podría ser más rápida que la del Señor 1.

Supongo que la imprecisión lingüística hace en realidad referencia a que se compraron el mismo modelo de moto. Y si era el mismo modelo tampoco me entra mucho en la cabeza que una de ellas pueda ser más rápida. Tal vez la moto del Señor 2 estuviera trucada porque el Señor 2 era un malote (no tiene mucha pinta de malote pero vete a saber cómo era este hombre a los 16 años; habría que investigar su pasado).

En fin, seguimos. El Señor 1 dice que, cuando descubrió que el Señor 2 también tenía un problema de audición, lo acompañó al centro este, por lo que ahora ambos llevan una solución auditiva. Ojo, que usa el verbo “descubrir”, lo que quiere decir que hasta el momento nadie había dado aviso de que el pobre Señor 2 no se enteraba de nada cuando le hablaban. Vamos, que sus hijos y nietos andarían muertos de risa diciéndole tonterías para comentar entre ellos “¿Ves cómo no se entera?”. Por ese motivo es que yo conservo a mis amigas de la infancia. No se puede confiar en nadie más.

Bueno, pues el caso es que el Señor 2 vuelve a confirmar la historia de Señor 1 pero matizando que la suya es más moderna y se conecta al móvil. Vamos, que puede escuchar el  Carrusel Deportivo directamente con el aparatejo ese. Desconozco si, al cumplir años, volvemos a esa costumbre que tienen los niños de competir por todo o que estos siempre han sido así de cansinos toda la vida.

¿Vamos a acabar así todos? ¿Me acordaré de una muñeca que tenía a los ocho años y les restregaré a mis amigas que la mía hacía popó? Porque tenerla, la tenía, así que tendré que reservarme esa baza, por si acaso.

Ante el nuevo ataque de “Puesyomasismo”, su amigo le palmea la espalda y, acto seguido, interviene una doctora (o no sé si es doctora; una que se supone que trabaja ahí), diciendo que esta es la nueva generación, que elige seguir disfrutando de su vida y ya nos cuenta las bondades de estos centros auditivos y todas esas cosas que ya no tienen gracia.

Creo que los ha interrumpido antes de que se den de leches y terminen montando ahí la de San Quintín, con lo feo que queda eso en un anuncio. 

22 comentarios:

  1. Hola! He visto el anuncio pero la versión corta, es decir solo cuando comparan los audifonos. La primera vez pensé “en serio se comparan estas cosas?” Ahora veo que la cosa viene de atrás, aunque siga sin entender el que se tenga que comparar todo, jejeje.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se ve que han sido así toda la vida, los pobres... Besotes!!!

      Eliminar
  2. en el lenguaje corriente se te puede escapar decir "la misma moto" entendiendo que te refieres a otra moto del mismo modelo, pero resulta raro en un anuncio cuyo guión se ha preparado cuidadosamente, se supone.
    he leído el post del 'puesyomasismo', estoy de acuerdo contigo de principio a fin. :D
    besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo es que soy un talibán ortográfico y gramatical. Jajajaja.

      Hay mucho "puesyomasista" en la vida...

      Besotes!!!

      Eliminar
  3. Esperemos que no, que cuando cumplamos años no nos dé por el "y yo más". No recuerdo haber visto anuncio.
    Besotes!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A saber. Habrá que vernos. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  4. Podría pasar lo de tener la misma moto, en las conversaciones no se habla con precisión.
    Y también puede pasar que se descubre que se tiene un problema de audición que no se sabía. No siempre son evidentes, a veces se necesita de audimetrias para saberlo. Y yo tengo experiencias con audiometrias, por lo del zumbido.

    Pero eso de los amigos que se comparan quien tienen lo mejor de lo que sea es alarmante.
    Se termina porque ese era el objetivo el aviso.
    Por suerte.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto que en las conversaciones no se habla con precisión y seguro que yo he dicho algo así alguna vez, pero me gusta sacar punta a todo.
      El asunto es que, quien descubre el problema de Señor 2 es Señor 1, no Señor 2. Lo que quiere decir que era algo que podía ser constatado por la gente pero nadie había dicho nada. Mala gente es lo que son todos.
      Y sí, las comparaciones son odiosas. Besotes!!

      Eliminar
  5. jajajaja, ya me has pillado otra vez, este no lo he visto. Pero vamos leyéndote me parece bastante malo, como casi todos. No sé qué les pasa a las empresas de publicidad pero madre mía.
    Yo también conservo a mis amigas de la infancia y espero no acabar así tampoco, que poco alentador.
    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, pues ya lo veremos si a los ochenta años conservamos los blogs. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  6. Pues vaya imagen da de los viejos. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí. No los deja en buen lugar... Besotes!!

      Eliminar
  7. Si, si, resérvate la muñeca porque a lo mejor este anuncio es una metáfora y nos indica que en el futuro competiremos por el y yo más.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, la muñeca ya pasó a mejor vida pero me lo apuntaré en algún sitio para que no se me olvide. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  8. Osea que ahora lo que se lleva es la chupicuadri que compra audífonos.
    Quiénes compran audífonos permanecen unidos, ¿algo así?

    De verdad que cada vez entiendo menos el mensaje de algunos anuncios. PRefiero cuando me tocan la patata con las emociones más puras.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uffff, a mí los anuncios sensibleros me ponen de mala gaita. Jajajaja. Besotes!!

      Eliminar
  9. Algo deben de saber los publicistas de nosotros los humanos cuando tantas veces sacan la envidia a relucir. El vecino lo tiene y tú no. El de tu amigo es mejor...y así con casi todo.
    Son pérfidos.
    Besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las envidias son muy malas, sí. Pero no sé. Me niego a creer que con ochenta años vayamos a estar compitiendo por bobadas. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  10. Ay, que lo he visto. Que presume de audífono conectado al móvil y me ha dado una tristeza.... he pensado, para eso vamos a quedar? para medirnos los audífonos?
    De verdad, qué deprimente
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Llegaste a la misma conclusión que yo, por lo que veo. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  11. es mejor desconectar el audífono antes que seguir aguantando a Señor 2... ¡es un amigo insoportable!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí. Yo preferiría no oír nada. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar