Escríbeme!!!

¿Sugerencias? ¿Comentarios? ¿Quieres venderme algo o cyber-acosarme? Escríbeme a plagiando.a.mi.alter.ego@gmail.com

miércoles, 15 de noviembre de 2017

Anuncios Pesadillescos CCXXVII: Mi madre colapsaría

No sé a vosotros pero, lo que es a mí, cuando era pequeña me insistían mucho en eso de que con la comida no se juega.

Pues parece que en este anuncio se pasan por el arco del triunfo tan sabia enseñanza de nuestra infancia y se dedican a dar ideas de todo lo que no se debe hacer con un producto alimenticio (o simplemente alimentario, porque de alimenticio no tiene demasiado).

Se trata de unas minibandejitas donde vienen unos palitos de pan (colines, picos, grisines o como queráis llamarlos según vuestro lugar de procedencia) y un poquito de crema de chocolate de la de toda la vida (la española, no la italiana). El funcionamiento del invento es simple. Coges un palito de pan, lo untas en crema de chocolate y p´adentro. No tiene más misterio ni hace falta ser ingeniero para resolver la ecuación.

Pero se ve que explicar esto les parecía demasiado simplón, así que se dijeron “¿Y si dejamos volar nuestra imaginación con los múltiples usos que podrían dársele a estos palitos untados en chocolate?”.  De esta manera, nos muestran a niños utilizando los sticks (así es como llaman a los palitos, porque decir “palitos” parece que quedaba como muy de pueblo) de las siguientes maneras: para tocar la batería, ponerse cuernitos, emular dientes de vampiro, usarlo de pintalabios (este es el que me da más asquito de todos: usar un palito mojado en chocolate para pasárselo por los morros es de lo más desagradable que he visto en meses), pelearse con otro usando los palitos a modo de espada láser y para ponérselos a modo de bigotes. Sobre el final del anuncio sale también un niño que utiliza el chocolate de la punta del palito a modo de pegamento para dejar adherido el palito a la punta de su nariz y así fingir que lo mantiene en equilibrio.

La mayoría de estos juegos podrían hacerse con el palito limpio pero no, se ve que la gracia es untarlo primero en chocolate porque si no terminas con toda la cara llena de pegotes de crema chocolatosa es que no has disfrutado lo suficiente ni has dejado volar la imaginación tanto como deberías.

¿Y qué decir de las madres? Mi madre o cualquiera de las madres de mis amigas hubiesen hecho lo imposible por evitar que sus hijas terminasen con la cara y la ropa llena de manchurrones pero en este anuncio, por el contrario, colaboran. Llama especialmente la atención la madre del niño de los cuernitos, ya que es ella misma la que le sujeta los palitos sobre la cabeza mientras se tiran por un tobogán. Vamos, que con el movimiento descendente lo más probable es que los palitos se muevan, con el consiguiente pegote de chocolate en el pelo.

No en vano se refieren a los palitos como “los sticks de la felicidad”. Que su niño se llene el pelo de una sustancia pringosa es, desde tiempos inmemoriales, lo que más le gusta a una madre. 

34 comentarios:

  1. Es que pudiendo llamarlos "sticks" también hubieran sido ganas de llamarlos palitos, con lo que mola el inglés. Cada día somos más gilipollas.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Encima para terminar pasándonos la s líquida por el arco del triunfo y decir "estics".

      Besotes!!

      Eliminar
  2. una vez probé ese invento. me dio la impresión de que eran muchos palitos para tan poca crema de leche-cacao-avellanas-azúcar. se te acaba la crema y te tienes que comer esos colines tan insulsos a palo seco, y nunca mejor dicho. y vale que la mencionada crema no es muy saludable, pero si en un momento dado vas a darte un homenaje, pues dátelo bien. :P
    besos!! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro que sí. Comiendo del bote a cucharadas, como se ha hecho toda la vida. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  3. Ay, si publicase una foto....

    No jugaba, pero sí se "enchocolataba"

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La foto la tengo escaneada, así que no me tientes porque la publico. Bien sabes que, si no lo hago, no es por vergüenza sino por no enseñarte a ti. Así que menos "chulería". Jajaja. Besos!!!

      Eliminar
  4. Hola! Hago yo todo eso cuando era pequeña y a mi madre le da algo, jajaja. Vale que sean los sticks de la felicidad, pero no le encuentro yo la gracia a mancharse, será que ya me hago mayor, jejeje.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo la verdad es que nunca fui muy de ensuciarme. Aunque es cierto, según el comentario de arriba de mi señora madre, que anda por ahí una foto donde salgo con chocolate hasta en las orejas. Pero es que era muyyyy pequeña, he de decir en mi defensa. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  5. Mi madre hubiera muerto del síncope. Tal cuál jajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja. Se ve que las madres modernas son diferentes. Besotes!!!!

      Eliminar
  6. Desde luego que no, pero poniendolo así llama la atención que es lo que buscan los publicistas.

    Con respecto a lo de enseñar a los niños a comer están degerando las buenas prácticas, lo se. Como he trabajado en el sector me he enterado ahora está de moda entre algunas familias y pedagogos, iniciarlos con una bandeja con todo tipo de alimentos y que ellos vayan escogiendo con las manos.¿para que enseñarles los cubiertos? Los expertos dicen que es más fácil así que aprendan a comer de todo... vamos, así revuelto, como si fueran animalitos. Desde luego que hay cosas que no me caben en la cabeza ¡y luego queremos niños con modales!

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya teorías más extrañas salen. Habría que ver si es verdad. Aunque yo comía de todo y nunca cogí la comida con las manos. Besotes!!!

      Eliminar
  7. UN PALOOOO, UN PALOOOOO!

    a mí lo de jugar con la comida me pone de mal humor. ¿que alguna vez he usado papas fritas como colmillitos? sí, lo acepto, pero no en público y haciéndome cargo de los daños potenciales! xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, pero lo de las patatas fritas como colmillos creo que lo hemos hecho todos alguna vez. Jajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  8. Yo tambięn colapsarīa. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es que se está perdiendo el decoro en la mesa. Jajajaja. Besos!!!

      Eliminar
  9. Estas madres moernas de los anuncios son insoportables.
    Yo a esos palitos los llamo "colines".
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los colines estaban incluidos en mi lista de posibles nomenclaturas. Jajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  10. Mi peque no necesita jugar para enchocolatarse, como dice tu madre. No se cómo lo logra con tanta facilidad.
    Y además jamás jugaría con un colín con crema de chocolate: los devora en nanosegundos! No le da tiempo a inventar, afortunadamente.

    ;D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja. Mi madre está sacando la artillería pesada. Como siga, juro que publico la foto. Jajaaja. Besotes!!!

      Eliminar
  11. Qué desperdicio... jugar con los palitos con chocolate. ¿Puede considerarse aberración?
    Mmmmmm qué buenoooooooo grrrrr.
    Besis.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo malo es lo que dice Chema, que trae más palitos que crema de chocolate. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  12. A mi madre le hubiera dado un síncope, pero es que si lo hace mi hija, a mí también me lo da...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uffff, me pone de los nervios eso. Jajajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  13. En vez de poner a una mamá jugando con la comida con su hijo, debieron haber puesto a una abuelita con su nieto. Las abuelitas son más relajadas, ya pasaron por la histeria de criar y ahora solo se dedican a malcriar. Según yo, hubiera sido más creíble.

    Saludos salados!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, las abuelas lo permiten todo, es cierto. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  14. Jajajaja, lo de la mamá sujetando los cuernitos mientras baja por el tobogán me da hasta yuyu, tiene razón un comentario anterior quizás en una abuelita pegaría más.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, las abuelas siempre nos dejan hacer lo que nos dé la gana. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  15. Habrá muchas madres horrorizadas viendo el anuncio.. debe estar dirigido a los niños, que ya se sabe las nuevas generaciones influyen en los padres mas de la cuenta..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, supongo que estará pensado para que los niños empiecen con su "Compra, compra, compra". Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  16. ¿Y no sería interesante el comer el chocolate untado?Lo que proponen es completamente absurdo.
    Bien reseñado.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese chocolate se vende en botes para untar desde tiempos inmemoriales. Supongo que quieren alcanzar nuevos nichos de mercado. Besotes!!!

      Eliminar
  17. Jajaja, divertido hasta decir basta. Algunos anuncios son francamente memorables; no por su calidad, sino por su memez. Muy buena reseña. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchos, diría yo. Llevan años dándome material. Jajajaa. Besotes!!

      Eliminar